Las tendencias y el buen uso de las redes sociales

Estar en internet es existir, es nuestra ventana al mundo, nos exponemos a una gran repercusión
mediática y donde interactuamos con nuestros potenciales clientes; los rápidos y constantes cambios nos obligan a hacer un buen uso y prestar mucha atención de las acciones qué vayamos a realizar en este medio

La manera de comunicarnos ha cambiado, pensemos cuales son nuestros objetivos, qué valores o imagen de nuestra empresa queremos trasmitir, seamos realistas y no creemos falsas expectativas, definamos a que público va dirigido nuestro producto y partiendo de estas premisas marquemos un plan de comunicación.

Te marcamos tres pasos que te van a ayudar:

La web

Siéntete cómodo con tu web, es un reflejo de tu empresa y debe trasmitir los valores y la imagen de tu negocio, que sea legible, practica e intuitiva.
Tu Web no es para ti, es para quien la visita, piensa en ellos. Comunícate de manera que se entienda, ofrece información de interés
Actualízala, ten tus productos y servicios al día.

Redes sociales

Las redes sociales nos ofrecen una interacción con nuestros potenciales clientes. No hace falta estar en todas ni tener un gran número de seguidores. Selecciona la red/es que ,ás te interese, por tipo de colectivo al que quieras dirigirte, edad, sexo, profesión, temáticas o genera listas.
Los seguidores que puedas llegar a tener, interactúan con personas, no con marcas, por ello deberás tener en cuenta que esperan esa interacción por tu parte de una forma activa y dinámica.
Usa siempre el mismo tono para contestar a tus seguidores, sea cual sea el tono de tu interlocutor jamás pierdas la educación, piensa que todo queda escrito.

Reputación online

Estar expuesto a críticas es inevitable, por ello debemos tener preparado un plan de actuación para afrontar este problema.
Siempre deberemos reflexionar e intentar dialogar para transformar esa crítica en una oportunidad Y dar una imagen positiva de nuestra Marca, eliminar el comentario puede dar una imagen de censura.
El foco de la crítica puede ser muy variado, desde una crítica constructiva, hasta alguien que nos corrige gramaticalmente, alguien que cree saber mas que nosotros y nos corrige, incluso un antiguo empleado descontento o la misma competencia. En todo caso, nosotros deberemos actuar con calma y siempre con la máxima educación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


5 − dos =